Pechuga Con Cerezas Y Glacé

6 porciones
Ingredientes

  • 6  milanesas de pechuga de pollo (pequeñas)  
  • 100 g de Cerezas del Noroeste, frescas, deshuesadas y cortadas en cuartos
  • 2  cebollas  cortadas  en  rebanadas delgadas
  • 3  pz de anís estrella
  • 200 g queso cheddar blanco  
  • aceite de oliva  
  • sal de grano
  • pimienta negra de castilla
  • especias italianas
  • 100 g espinaca baby
  • glacé balsámico (ver receta)

Procedimiento

  1. En un sartén grande, poner una cucharada de aceite de oliva a fuego medio y colocar toda la cebolla para caramelizar junto con el anís estrella. Tapar la sartén y mover de vez en cuando.
  2. Cortar en julianas el queso cheddar y salpimentarlo.
  3. Extender las milanesas de pollo, agregar sal de grano, pimienta negra recién molida y especias italianas.
  4. Colocar sobre las milanesas de pollo, queso cheddar, cerezas y cebolla caramelizada. Enrollar la milanesa de forma que el relleno no se salga por los bordes.
  5. Agregar unas gotas de aceite de oliva en una sartén y cuando esté caliente, colocar las pechugas de pollo rellenas. Dorar ligeramente, todos los lados, retirar del fuego y colocarlas en una charola. Hornear a 160 C durante 7 minutos. 
  6. Quitar el tallo de las espinacas y sazonar con aceite de oliva, sal de grano y pimienta negra recién molida.
  7. Cuando el pollo esté cocido, retirar del horno y acomodarlo en platos.
  8.     Colocar las espinacas sobre las pechugas y bañar con un chorrito del glacé balsámico.

Glacé balsámico

Ingredientes
1 taza de vinagre balsámico, de buena calidad

Procedimiento

  1. Poner en una olla pequeña, a fuego medio, 1 taza de vinagre balsámico y cocinar hasta que se reduzca hasta la mitad. Esto tomará aproximadamente 30 minutos. Si desea que quede más espesa, seguir cocinando hasta obtener la consistencia deseada.
  2. Retirar del fuego y dejar enfriar.